Laeiel Dei  

Laeiel Dei    

An6nimo    
Siglo XVII    
Oleo en tela 160,5 x 110 cm    
Iglesia de Calamarca, La Paz    
  

Otro componente de la compañia militar es como el ángel Laeiel Dei, perteneciente a la mano del Maestro de Calamarca. Viene a ser uno de los cinco arcabuceros que quedan de la serie cuyo número original es desconocido aún que con certeza pasaban de catorce lienzos por los vestigios encontrados y un inventario de 1728. Se sabe por la identificaci6n de otros autores que los tipos militares provienen de manuales en la materia, tales como el de Jacob de Gheys publicado a principios del siglo XVII. Laeiel Dei es una de las pinturas más exquisitas, no sólo del grupo, sino de la iconografía angélica virreinal boliviana, por la delicadeza y elegancia con que el maestro de Calamarca nos presenta a otro joven imberbe que, abstraído en su tarea, empuja con una baqueta la pólvora del arcabuz apoyado en el suelo y que hace una diagonal exacta en la composición Por su actitud con la cabeza en tres cuartos ligeramente inclinada y la mirada baja, los pies asentados casi como en una posición de ballet, parece ajeno a la admiración que despertara en el observador.  
Este ángel. ataviado ricamente como los otros, con el traje de rigor y las alas extendidas abarcando casi todo el ancho del lienzo, da esa repetida sensación de ampulosidad. El color brillante se destaca emergiendo del fondo plano que complementa el piso sin mayores contrastes. La calidad de la tela, los encajes de la camisa y los brillos de las cintas que penden detrás con el manto. completan la elegancia de Laeiel Dei.  
Laeiel es el nombre de uno de los ángeles apócrifos del libro de Enoc, según indican algunas de las fuentes que no siempre coinciden en la identificación compleja de los ángeles en América .Una de ellas señala que es cl ángel príncipe de la noche y por supuesto al ser apócrifo no figura entre los siete principales ángeles conocidos por la iglesia católica, que se encontraron en los frescos de Palermo y que se difundieron a través de grabados en  todo occidente.  

BEATRIZ LOAIZA BEJARANO  
  
 

 
atrás